Comuniquese

E-mail: MLyasocestudiojuridico@gmail.com

15-6101-6973

011-4374-5251

Lavalle 1473 1er Piso 2do Cuerpo Oficinas 107 y 108 CABA

Horario de atencion: Lunes - Miercoles y Jueves de 14,00 a 18,00

PEDIR TURNO TELEFONICAMENTE

ML&Asociados

Un equipo de abogados y peritos listos para arribar a la mejor solucion en el enorme campo del derecho moderno.

Condenan a un hombre a dos años de prisión por amenazar a su ex pareja en reiteradas ocasiones

El Ministerio Público Fiscal de la Nación -MPFN – informó que el Tribunal Oral en lo Criminal Nº 23 de la Capital Federal condenó a un hombre a dos años de prisión por amenazar a su ex pareja en reiteradas ocasiones. En estas actuaciones intervino el Fiscal Fabián Céliz. noticiasjudiciales.info reproduce texto difundido por el MPFN: “El Tribunal Oral en lo Criminal Nº23 condenó a dos años de prisión en suspenso a un hombre que amenazó en reiteradas ocasiones a su ex pareja. Edgardo Longo reconoció, mediante un juicio abreviado acordado con el fiscal Fabián Céliz, ser culpable de las amenazas y de violar la prohibición de acercamiento que le había dictado la justicia de la Ciudad de Buenos Aires. El 4 de noviembre de 2011, a las nueve de la mañana, Longo entró a un comercio ubicado en Salta e Independencia, donde trabajaba su ex pareja. Allí, comenzó a increparla y a gritarle: “Te voy a matar; te voy a quemar la casa; te voy a matar a la nena; te voy a romper todo el negocio así te echan a la mierda”. Instantes después fue detenido por la policía y frente a los efectivos, exclamó: “Sé dónde vivís, me las vas a pagar”. A partir de ese hecho, la Unidad Fiscal Sudeste del Ministerio Público Fiscal de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires le dictó ese mismo día una prohibición de acercamiento. La medida consistía en no poder acercarse a 300 metros de la casa o del trabajo de la víctima y también abarcaba tomar contacto con por cualquier medio. No obstante la orden judicial, diez días después, Longo fue hasta el estacionamiento de un gimnasio en Constitución donde la víctima solía ir. Allí, intentó abrazarla y luego subirla a un auto. La mujer lo evadió pero al salir del local, el hombre la estaba esperando y la persiguió por dos cuadras. “Si llego a verte con otro, te mato” le expresó. El 5 de diciembre de ese año, Longo volvió al gimnasio. “Aunque tenga que obligarte, vas a volver conmigo. Te voy a seguir a todas partes, no te voy a dejar respirar”, le dijo a la víctima mientras la tomaba del brazo. Al día siguiente, la llamó y continuó con las amenazas, algo que se repitió el 12 de diciembre, cuando fue a increparla otra vez al gimnasio y la empujó contra una reja. La mujer logró escapar y se dirigió hacia la estación de trenes de Constitución, donde Longo la estaba esperando y le advirtió que volvería al día siguiente a menos que ella accediera a volver con él. El 13 de diciembre, el hombre le mandó más de 20 mensajes de texto, refiriéndole que estaba cerca de su trabajo y que iba a continuar con su actitud. “Pensá bien lo que vas a hacer, tonta” le escribió. En línea con el fiscal, los jueces Javier Anzoátegui, Luis María Rizzi y Carlos Alberto Rengel Mirat consideraron que los seis episodios constituyeron un anuncio de “un mal grave e inminente” y que su objetivo era “obligar a la víctima a hacer u omitir acciones en contra de su voluntad”. Además de la condena, los magistrados le dictaron una prohibición de acercamiento y de contacto con la víctima por cuatro años”.